Modelo de Referencia para Investigación Aplicada

Reference model for applied research in architecture at UTFSM

1. Objeto de investigación
En el Departamento de Arquitectura de la UTFSM, el objeto de investigación comprende dos dominios diferentes, los actos y servicios profesionales del/a arquitecto/a contemporáneo/a, y la educación de la disciplina de la arquitectura, observados desde al menos cinco perspectivas distintas: (i) arquitectura bioclimática, (ii) computación arquitectónica, (iii) territorio y gestión, (iv) teoría e historia y (v) materiales y estructura (ver fig. 1).

1.1 Actos y servicios profesionales del/a arquitecto/a
El Colegio de Arquitectos de Chile AG, basado en los estudios realizados por la Comisión de Arancel del Colegio, la Ley 7211 y el Decreto de Ley 3621, considera como actos y servicios propios de la profesión del/a arquitecto/a: proyectar, dirigir y fiscalizar la construcción de edificios y efectuar los cálculos de estabilidad, lo mismo que sus obras correlativas y sus instalaciones complementarias. También, proyectar, dirigir y fiscalizar la construcción de obras de carácter esencialmente artístico, monumental, incluyendo los trabajos de urbanización que se relacionen con la estética de las poblaciones, los planos de ciudades y barrios, parques y jardines, y sus ampliaciones y reformas. Además, compete a al/la arquitecto/a, servir de árbitro y perito en asuntos propios de la arquitectura y ocupar cargos de asesor/a, consultor/a o director/a técnico/a en las empresas o reparticiones que requieren servicios de arquitectos/as. El objeto de investigación del Departamento de Arquitectura de la UTFSM incluye en este dominio, las trece categorías definidas por el Colegio de Arquitectos de Chile AG (CACH 2007). (ver fig. 1.1)

1.2 Educación de arquitectura
El mejor aprendizaje de la teoría y práctica de la arquitectura exige considerar como objeto de investigación aplicada, al menos tres áreas de investigación y desarrollo fundamentales: (i) el desarrollo de nuevos medios de apoyo al aprendizaje, (ii) el diseño de espacios de aprendizaje más eficientes y (iii) la innovación en métodos educativos que aseguren la comprensión de problemas elementales de la disciplina y fomenten un desarrollo sustentable del entorno construido. Las tres áreas se enmarcan dentro del Plan Educativo Institucional (PEI) de la UTFSM, agregando un nuevo punto de vista, desde la arquitectura sobre la educación superior en ingeniería, ciencia y tecnología (ver fig. 1.2 ).

2. Metas y desafíos
Nuestra primera meta, es aportar soluciones a problemas del mundo real. Nuestro mayor desafío, es convertirnos en un motor de innovación y creación de patentes de invención en el dominio de la arquitectura, para la región de Valparaíso. Toda solución o estrategia de solución resultante de nuestra investigación, persigue mejorar distintas dimensiones de aplicación en el dominio de la arquitectura, pudiendo incluir: principios, estándares, procesos, métodos y tecnología de apoyo al diseño, construcción, uso y desuso del entorno construido. Toda meta y desafío en investigación aplicada del Departamento de Arquitectura de la UTFSM, obedece a la misión institucional de la UTFSM en investigación, que exige transferir los resultados de investigación tanto a la docencia como al entorno social y económico (ver fig. 2).

3. Metodología
Los métodos de investigación que utilizamos, obedecen principalmente a visiones y a la idea de universidad, como escuela de formación y de investigación. Todas nuestras visiones persiguen el bien común y la interdisciplinariedad, en base a un desarrollo tecnológico sustentable. La idea de universidad, como escuela de formación, agrega a la metodología de investigación, la colaboración del pregrado, tanto con visiones como con el propio trabajo inquisitivo. Así también, exige la discusión, comprobación, divulgación y comprensión de los resultados de investigación, en el propio taller de arquitectura. La idea de universidad, como escuela de investigación, considera la gestación de grupos de investigación estudiantiles, preferiblemente interdisciplinarios, que involucren el pregrado y postgrado de otros departamentos de la UTFSM. En este sentido, se incluye en la metodología de investigación aplicada del Departamento de Arquitectura de la UTFSM, la proposición de temas de memoria de pregrado en I+D+i, compartidas con otros departamentos de la UTFSM.

Los métodos de investigación que utilizamos, emplean el sentido común y el método científico, como herramientas fundamentales. El sentido común – sujeto principalmente a la reflexión crítica, el espíritu de la época, el desarrollo sustentable de Chile y el código ético de la UTFSM- es el que nos permite aplicar de forma plausible, las reglas básicas del método cartesiano, como son la búsqueda de evidencia, el análisis, la síntesis y la comprobación de nuestra argumentación científico-tecnológica y su aplicación (ver fig. 3).

4. Hipótesis

4.1. El futuro de la práctica arquitectónica lo decide la voluntad de los arquitectos por construir una visión de desarrollo tecnológico propia.

4.2. La creación de valor en la obra arquitectónica exige inevitablemente, la integración y convergencia de otras ciencias y tecnologías.

4.3. El desarrollo del entorno construido afecta en forma amplia y profunda, la sustentabilidad social, ambiental y económica del planeta.

4.4. La verdadera innovación proviene muchas veces del usuario, cuyo conocimiento operacional permite adaptar y mejorar productos o procesos eficazmente.

4.5. La comprensión espacial del mundo distingue en forma positiva, la capacidad de solucionar problemas de distinta naturaleza (ver fig. 4).

5. Familia de Aplicaciones
Los resultados de investigación se ajustan a una familia de aplicaciones que incluye modelos, máquinas y herramientas. Cada variante de aplicación comparte una fracción del objeto, metas, metodología e hipótesis de investigación, especificadas por el Modelo de Referencia para Investigación Aplicada del Departamento de Arquitectura UTFSM. Esto crea oportunidades para reutilizar conocimiento y tecnología, adquiridos o puestos a prueba durante el desarrollo de otras aplicaciones de una misma generación o de generaciones anteriores. El modelo de familia permite agregar a menor costo, diversidad e innovación a los resultados de investigación y desarrollo. También, apoya el continuo refinamiento de nuestras propias estrategias de desarrollo en el dominio de la investigación aplicada. Cabe señalar que el modelo no excluye su ampliación, ni tampoco la incorporación de nuevos campos de aplicación. Además, se destaca el aprovechamiento práctico de la evolución tecnológica, en los procesos de diseño, construcción, operación y desmantelamiento sustentable del entorno construido. Consecuentemente, el desarrollo experimental de nueva tecnología encabeza la lista de los resultados de investigación esperados (ver fig. 5).

6. Red de colaboración científico-tecnológica
El Departamento de Arquitectura de la UTFSM considera como parte fundamental de sus actividades de investigación aplicada, la formación de comunidades científicas enfocadas a campos de aplicación similares. A través de nuestra continua participación en redes científico-tecnológicas nacionales e internacionales, accedemos a distintas bases de datos de resúmenes, referencias e índices de literatura científica y técnica; además de un circuito de conferencias nacionales e internacionales, en donde se actualiza constantemente el conocimiento de nuestros investigadores y se validan sus argumentos entre pares. Esta participación, nos permite un intercambio académico nacional e internacional frecuente, la nivelación de nuestro trabajo inquisitivo en un contexto mayor y la difusión de nuestra propia producción científica. El Departamento de Arquitectura de la UTFSM, colabora a través de su participación en redes científico-tecnológicas, con grupos de investigación internos de la universidad y grupos de investigación externos, que pueden ser tanto de origen académico como profesional. Igualmente, su colaboración con la sociedad chilena, por esta misma vía, incluye al Estado chileno, diversas ONGs (nacionales e internacionales) y la propia empresa chilena. Todo lo cual nos aporta fuentes externas de financiamiento, de origen privado y público (ver fig. 6).

Encargado

Luis Felipe González
Área Computacional